Aviones Boeing 737 Max regresan este martes a los cielos de Estados Unidos de la mano de American Airlines

Comparte

Para este martes 29 de diciembre está contemplado el ansiado regreso de los vuelos de aviones Boeing 737 Max a los cielos norteamericanos de la mano de American Airlines.

De esta manera, la aerolínea tiene previsto operar este martes el primer vuelo comercial estadounidense del 737 Max de Boeing desde que dos accidentes mortales provocaron la detención mundial de los aviones en marzo de 2019.

El vuelo 718 de American Airlines está programado para salir del Aeropuerto Internacional de Miami a las 10:30 a.m. hacia el Aeropuerto LaGuardia de Nueva York.

La aerolínea con sede en Fort Worth, Texas, está operando un vuelo de ida y vuelta una vez al día entre los dos aeropuertos y luego planea aumentar el servicio a otras ciudades en las próximas semanas.

Aerolíneas preparan el despegue del 737 Max

United Airlines por otro lado, planea iniciar los vuelos de los 737 Max el 11 de febrero desde sus centros de operaciones en Denver y Houston. Southwest Airlines en tanto ha dicho que comenzará a volar los aviones en el segundo trimestre.

La aerolínea brasileña Gol, que opera una flota totalmente de Boeing 737, a principios de este mes fue la primera aerolínea en relanzar los aviones. Los aparatos, más eficientes en combustible que los modelos anteriores, son fundamentales para los planes de las aerolíneas de todo el mundo, con más de 3.000 pedidos.

Los vuelos que marcaron un hito se producen después de que finalizara la puesta a tierra más grande en la historia de la aviación de EE. UU. hace poco más de un mes, después de que la Administración Federal de Aviación (FAA) autorizara al Max a volar nuevamente, firmando varios cambios relacionados con la seguridad que Boeing hizo en el avión, el más vendido del fabricante norteamericano.

Los accidentes que sentenciaron al 737 Max

Los pilotos en ambos accidentes, el vuelo 610 de Lion Air en Indonesia en octubre de 2018 y el vuelo 302 de Ethiopian Airlines en Etiopía en marzo de 2019, lucharon contra un sistema de control de vuelo automatizado que se activó por error.

Las 346 personas en los dos vuelos murieron. Los cambios incluyeron hacer que el sistema de control de vuelo sea menos agresivo, proporcionar más redundancia e implementar un entrenamiento de pilotos más sólido que incluye tiempo en un simulador de vuelo.

Investigaciones condenatorias a raíz de los accidentes encontraron problemas con el desarrollo, el diseño y la certificación del avión por parte de los reguladores de EE. UU., lo que empañó la reputación de Boeing y la FAA, durante mucho tiempo el estándar de oro en seguridad de la aviación.

Los accidentes también provocaron una nueva legislación que endureció la supervisión de la FAA sobre la certificación de aeronaves.

Los familiares de varias víctimas han instado a los reguladores en los EE. UU. y en el extranjero a no levantar sus prohibiciones de vuelo en los aviones, calificando a los aviones como inseguros.

American Airlines y otras aerolíneas que operan el Max han dicho que si los clientes reservados en el avión no se sienten cómodos volando en el aparato, pueden cambiar de vuelo sin pagar una tarifa si hay opciones disponibles. AA no ha registrado viajeros que reserven el avión para otros vuelos, dijo una portavoz de la aerolínea.

La seguridad de los 737 Max según la FAA

El administrador de la FAA, Steve Dickson, dijo el mes pasado a CNBC que está “100% seguro” en los aviones y que es “imposible” repetir los escenarios que llevaron a los dos accidentes. Dickson, un ex piloto de Delta Air Lines, voló el avión él mismo en septiembre.

Los ejecutivos de las aerolíneas han volado en los aviones recientemente para tratar de aumentar la confianza del público.

Los analistas esperan un alto nivel de escrutinio de los aviones a medida que regresan a las flotas comerciales.

Un Air Canada 737 Max que estaba siendo transportado sin pasajeros a bordo desde una instalación de almacenamiento en Marana, Arizona, a Montreal, se desvió a Tucson, Arizona, la semana pasada después de que los pilotos recibieron una advertencia de motor.

“La verdad es que cada vez que haya un problema con el 737, incluso si es una cafetera estropeada, será una noticia”, dijo Henry Harteveldt, ex ejecutivo de una aerolínea y presidente de Atmosphere Research Group, una empresa de consultoría de viajes.

El consultor aseguró que si bien algunos viajeros pueden optar por otro avión al principio, si no hay ningún problema importante, “se verá como un avión más”.

El avión está regresando a un mercado de viajes aéreos deprimido debido a la pandemia de Covid-19. Las aerolíneas han recortado su capacidad este año, un marcado contraste con respecto a 2019, cuando clamaban por el regreso de los aviones para satisfacer la demanda de pasajeros.

“En cierto modo, lo mejor del 737 Max ha sido que les ha llevado 20 meses tener los aviones listos para volver a entrar en servicio y desde hace casi un año tenemos noticias del coronavirus que ha consumido más atención que los viajes que el 737 Max ”, dijo Harteveldt.

American ordenó 76 de estos aviones y tenía 24 en su flota en el momento de la puesta a tierra. La pandemia y el prolongado parón por el virus habían llevado a las aerolíneas a cancelar o aplazar cientos de pedidos. Esto también ha afectado los precios de los aviones de pasajeros y algunas compañías han percibido una oportunidad de compra. Alaska Airlines, por ejemplo, aumentó la semana pasada su pedido de 45 aviones en 23 en una gran apuesta por el 737 Max.


Comparte

Be the first to comment on "Aviones Boeing 737 Max regresan este martes a los cielos de Estados Unidos de la mano de American Airlines"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*